open/close

El viaje de las mercancías en transporte marítimo

El transporte marítimo, en el ámbito mundial y en un mundo globalizado, es el modo más utilizado para el comercio internacional.

Cada año DSV transporta a nivel mundial más de 2,6 millones de contenedores alrededor del mundo en grandes buques portacontenedores. El transporte de mercancías vía marítima de puerto a puerto es uno de los puntos clave de la economía global.

¿Conoce en detalle el viaje que realizan las mercancías de origen a destino? Se lo explicamos paso a paso en este artículo.

El viaje de las mercancías en transporte marítimo

1. EXPEDIDOR
Una vez recibimos su reserva de transporte o booking, la maquinaria de DSV empieza a rodar. Las instrucciones del envío son introducidas en el sistema y damos orden de recogida de la mercancía. En ese momento empieza el viaje de su mercancía.

2. RECOGIDA

DSV recoge la mercancía del almacén del exportador y en caso de que sea un contenedor completo (FCL) esta irá directa al puerto de origen. En caso de que sea una carga parcial o LCL su primer destino será el almacén del consolidador.

3. PREPARACIÓN PARA EL ENVÍO EN EL HUB O TERMINAL DE EXPORTACIÓN

Cuando se trata de grupaje o LCL. Antes de dirigirse al puerto de origen, la mercancía será consolidada en el HUB o Terminal de Exportación uniendo la carga parcial de varios expedidores hasta llenar un contenedor completo.

4. LLEGADA AL PUERTO DE ORIGEN

Ahora que la mercancía ha llegado al puerto de carga gestionamos el despacho de aduanas. En DSV preparamos y entregamos la documentación requerida a las autoridades aduaneras. Una vez la Aduana ha despachado la carga, el contenedor es cargado al buque.

5. TRANSPORTE POR MAR

La mercancía realiza un largo viaje por mar al puerto de destino. Un ejemplo de ruta marítima tradicional sería un buque de importación de China a Europa atravesando el mar del Sur de China, las aguas del Océano Índico y el Canal de Suez. El trayecto dura aproximadamente de 35 a 50 días en los que el buque portacontenedores realiza varias paradas en otros puertos para cargar o descargar más contenedores. Un buque a una velocidad de 10 nudos desde el puerto de Shanghai al puerto de Barcelona vía Canal de Suez tardaría 37 días recorriendo un trayecto de 8.839 millas náuticas. Mientras el buque navega, DSV como transitario (o un agente aduanero) prepara la documentación requerida y la entrega a las autoridades aduaneras en el puerto de destino.

6. PUERTO DE DESTINO

Una vez el barco ha llegado a su destino el contenedor se descarga con una grúa y, posteriormente, éste se mueve a un área segura donde se realiza el despacho de aduanas. Si las autoridades aduaneras requieren examinar las mercancías mediante una inspección física, se abrirá el precinto de aduanas, así como el contenedor y se revisarán los productos en su interior. En ocasiones, este procedimiento se realiza mediante rayos X. Las autoridades portuarias pueden también inspeccionar la mercancía para proteger al país de destino de cualquier enfermedad de origen vegetal o animal. La Aduana local se asegura de que se hayan pagado los derechos de aduana, tasas y cualquier impuesto relacionado con el tráfico y comercio internacional.

7. TRANSPORTE A LA TERMINAL DSV DE DESTINO

La mercancía se transporta en camión del puerto a la terminal DSV de destino, donde el contenedor se descarga y las mercancías se preparan para la última parte del transporte al destinatario final.

8. TRANSPORTE AL DESTINATARIO FINAL (Última milla)

La mercancía se transporta por camión al destinatario final.

9. DESTINATARIO

Nuestro trabajo termina cuando la mercancía es entregada al destinatario final. Pero es posible que a esa carga todavía le queden kilómetros por recorrer hasta llegar a las manos del consumidor final.

Nuestros equipos dedicados DSV le ayudan y asesoran durante todo el camino.

Contacte ahora con nuestros expertos en transporte marítimo

Lea aquí Forward Logistics para conocer más detalles del mundo del transporte y la logística

Solicite presupuesto